Categorías
Noticias Nuevos materiales

Nuevo Polímero regenerable

Hasta ahora, los materiales autorreparables solamente lo podían realizar a un nivel microscópico, capaces de recuperarse de rasguños superficiales y pequeños, pero los científicos están desarrollando un nuevo plástico que rellena grandes espacios.

Este nuevo plástico se inspira en los organismos vivos. Por su estructura pasa una red de canales con dos líquidos diferentes. Cuando recibe daño, esta red microscópica de tuberías se rompe y el material «sangra». Al mezclarse, los líquidos forman un gel lo suficientemente sólido como para soportar su propio peso y, al mismo tiempo, lo bastante poroso como para permitir la circulación de más líquido.

El gel va extendiéndose hasta cerrar completamente el agujero o corte. Un agujero de bala de unos 30 milímetros en una plancha de tres milímetros de grosor se cierra completamente en solo 20 minutos.

El grupo Erum estudia posibles aplicaciones de este material en un futuro cercano, donde la estructura de los vehículos podrá regenerarse después de un accidente, o también las pantallas de los teléfonos móviles tras caer al suelo. Otra aplicación posible sería la aeronáutica, donde existen piezas difíciles de reemplazar o reparar.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *